lunes, 13 de abril de 2015

Adiós gran Poeta...

No podía dejar pasar esta entrada...sólo para dedicarte unas palabras,Eduardo Galeano...un escritor y poeta contemporáneo que desnudaba verdades y poseía esa honestidad brutal que hace que se te remueva el alma en cada palabra...
No te has ido del todo...por suerte está tu herencia de palabras,a las que mil veces suscribí...a las que mil veces suscribiré....
Lo que queda es leerte y por capricho del recuerdo traerte una y otra vez,a dejar los ojos de quienes te siguen,llenos de estrellas!
El diagnóstico y la terapéutica
El amor es una enfermedad de las más jodidas y contagiosas.
A los enfermos, cualquiera nos reconoce. Hondas
ojeras delatan que jamás dormimos, despabilados
noche tras noche por los abrazos, y padecemos fiebres
devastadoras y sentimos una irresistible necesidad de
decir estupideces.
El amor se puede provocar, dejando caer un puñadito
de polvo de quereme, como al descuido, en el café o en la
sopa o en el trago. Se puede provocar, pero no se puede
impedir. No lo impide el agua bendita, ni lo impide el
polvo de hostia; tampoco el diente de ajo sirve para nada.
El amor es sordo al Verbo divino y al conjuro de las brujas.
No hay decreto del gobierno que pueda con él, ni
pócima capaz de evitarlo, aunque las vivanderas pregonen,
en los mercados, infalibles brebajes con garantía y
todo.
Eduardo Galeano
El Libro de los Abrazos
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...